Las vacaciones de verano de la reina Isabel II están en su punto máximo. Durante el fin de semana pasado, la reina fue vista por primera vez desde que se mudó al Castillo de Balmoral el 4 de agosto. Ahí, fue fotografiada con ropa informal junto a un asistente, disfrutando de los espaciosos y pintorescos territorios de Escocia. 

La reina Isabel es captada fuera del Castillo de Balmoral

En las imágenes, publicadas por Daily Mail, se puede ver paseando a la reina con sus mascotas, los perros corgis, por los terrenos de la propiedad. Los asistentes reales aparecen junto a la reina, que luce gafas de sol y un bastón en las fotos.

Daily Mail señala que Lady Luisa Mountbatten-Windsor y James, vizconde Severn, parecen aparecer en el fondo de una de las fotos. Los nietos más pequeños de la reina, presumiblemente acompañados por sus padres, el príncipe Edward y Sophie, condesa de Wessex, serían los primeros invitados reales en Balmoral este año.

La reina Isabel II da la bienvenida a los primeros huéspedes en Balmoral en 2020

La Familia Real tradicionalmente pasa tiempo con la reina y el príncipe Felipe en Balmoral, su residencia de verano. Este año, sin embargo, la festividad estuvo en peligro debido a la pandemia de COVID-19. Pero la reina y Felipe aún pudieron hacer el viaje unas semanas más tarde de lo habitual, volando a Escocia el 4 de agosto.

Pinterest
Balmoral Castle, the Queen's summer residence.

Los asistentes reales habían viajado a Balmoral antes de la llegada de la reina y Felipe, lo que permitió un período de auto cuarentena. Se cree que la familia de Cambridge y el príncipe Carlos y la duquesa Camilla todavía pasen tiempo con la Reina en Balmoral, donde permanecerá al menos hasta octubre. Los huéspedes respetarán los protocolos de distanciamiento social durante la estancia.