El príncipe Harry y el príncipe William eran su prioridad

Esta fue la mayor preocupación de la reina Isabel tras la muerte de Lady Di

¿Cuál fue la mayor preocupación de la reina Isabel tras la muerte de Lady Di?

El mundo se conmocionó cuando Lady Diana murió en 1997 a la edad de 36 años. Un estado de emergencia fue declarado en Gran Bretaña y tiempo después el exprimer ministro Tony Blair reveló en un documental lo que pasó por la mente de la reina Isabel después del terrible fallecimiento. 

El 31 de agosto de 2020, se cumplirán 23 años de la muerte de Lady Diana (†36). Con motivo de su vigésimo aniversario luctuoso en 2017, la BBC produjo un documental sobre la semana posterior a la muerte de Diana, titulado Diana, 7 días.

Diana und Prinz Charles

El documental, que incluye muchas entrevistas sobre Lady Di, incluso con sus hijos, el príncipe William y el príncipe Harry, así como con el exprimer ministro británico Tony Blair, habla sobre las preocupaciones de la reina Isabel después del fatal accidente de Diana.

William y Harry eran las mayores preocupaciones de la reina

Los dos nietos de la reina Isabel II, William y Harry, eran lo más importante para ella y le preocupaba cómo la muerte de Diana los afectaría. "Estaba obviamente más preocupada, creo, por el impacto en los niños. Obviamente también estaba muy triste por Diana. Estaba preocupada por la monarquía en sí porque la reina tiene un instinto muy fuerte sobre la opinión pública", dijo Blair en dicho documental de la BBC.

No hubo reacción pública de la reina Isabel

Su majestad no comentó sobre la muerte de Diana durante mucho tiempo y no dio ningún discurso en el Palacio de Buckingham. La reina fue muy criticada por el público en ese momento, debido a su "fría" reacción a tal tragedia. Las palabras de Blair, sin embargo, muestran que la reina solo estaba tratando de proteger a sus nietos.

Pinterest
La princesa Diana, el príncipe William y el príncipe Harry en un evento oficial en 1995

Tal parece que otros miembros de la familia real apoyaron la decisión de la reina. Su prima Margaret, por ejemplo, dijo en una entrevista con CNN, en 2012, que "probablemente ella se habría comportado exactamente de la misma manera".